Navarredonda

    » Sierra Norte » Valle Alto del Lozoya » Valle del Lozoya » Zona Norte

Como su nombre indica, dos son los núcleos principales, separados entre sí por más de un kilómetro, los que integran el municipio de Navarredonda y San Mamés. Está en el norte de la Comunidad Autónoma, a unos 85 km de la capital. Tiene una superficie de 27,40 km2.

Su situación es privilegiada bajo la vertiente sur de la sierra de Guadarrama y en un extremo del hermoso valle del Lozoya. Desde alturas de más de 2.000 metros, como la del pico de Lomo Gordo, el territorio del municipio desciende hasta los 1.100 metros en el límite con Gargantilla. Robles, fresnos, encinas y rebollos crecen en las zonas bajas mientras las alturas se cubren de pinos. Sus arroyos —el del Chorro, el de la Nava y el de San Mamés, entre otros— bajan de la sierra y van a verter sus aguas al embalse de Riosequillo.

Este municipio fue probablemente fundado por los musulmanes, y repoblado con pastores segovianos a finales del siglo XII. Los bosques en los que explotaban la madera y una agricultura favorecida por la abundancia de agua fueron, junto a la ganadería, sus fuentes de riqueza.

En Navarredonda, el ayuntamiento, las antiguas escuelas y la fuente forman un conjunto homogéneo situado en la plaza principal, realizado en la posguerra por el organismo público Regiones Devastadas. Destaca el empleo del granito y los adornos de bolas. La iglesia de San Miguel Arcángel resultó muy dañada durante la Guerra Civil. Fue reconstruida en 1962 y restaurada recientemente. De la obra original sólo se conserva el ábside semicircular románico.

Destaca la espléndida estampa de la iglesia de San Mamés. Su ábside románico-mudéjar es una clara muestra de la presencia musulmana en la zona. En su origen San Mamés fue una ermita aislada, que con el tiempo se convirtió en el templo más importante del entorno. Su exterior es de mampostería y ladrillo; hay que señalar los hermosos juegos decorativos trazados en ladrillo bajo el alero del ábside. En el lado sur de la iglesia, un jardincillo precede a la entrada que se cobija bajo un pórtico; junto a él puede verse un pequeño cementerio. Unas modernas pinturas murales, de estilo neorrománico, tratan de evocar la decoración interna original del templo.

En San Mamés, que en 1843 se fusionó con Navarredonda en un único municipio, se descubrió a mediados del siglo XIX una mina de plata. El municipio experimentó un cierto desarrollo hasta los años 1960 en que la población se redujo considerablemente y se abandonaron cultivos y ganados. En las últimas décadas se ha visto una recuperación por el retorno en vacaciones de los emigrados, muchos de los cuales han construido en él segundas residencias.

Por el entorno del municipio se pueden realizar muchas excursiones. Podemos señalar por su gran interés paisajístico la que lleva al paraje conocido como la Chorrera de San Mamés.

En San Mamés, a mediados de agosto, y en Navarredonda, a finales de ese mes, se celebran las fiestas, con verbenas y concursos.

Información útil.
Ayuntamiento.
Tel. 918 69 50 13.

Fotos de Navarredonda

¿Quieres valorar y comentar sobre este lugar?