Convento de las Dominicas

    » Alcarria de Alcalá » Cuenca del Henares » Ruta de los Palacios y Monasterios » Zona Noreste

     

El Monasterio de la Inmaculada Concepción, es conocido como el Convento Grande de Loeches. Este monasterio es la mayor joya histórico-artística del pueblo de Loeches, fue fundado en 1.640 por el Conde-Duque de Olivares, es decir el Valido del Rey Felipe IV, con la asistencia del su Majestad el Rey y su familia. Pero la obra la terminó su sobrino D. Luis de Haro y Guzmán, Marqués del Carpio y IV Conde-Duque de Olivares.

La construcción del monasterio junto a la de un palacio para el Conde-Duque formaba una plaza con el otro de las Carmelitas del que anteriormente hemos hablado. Hoy sólo se conserva del palacio la portada barroca de su fachada, en su lugar están unas de las instalaciones del Colegio Público “Duque de Alba”. Era aquel un edificio sencillo de una planta, en el que destacaban un zócalo de cerámica de Talavera que decoraba todas las habitaciones. Gregorio Marañón lo mencionó en su biografía sobre el Conde-Duque de Olivares.

El monasterio es de estilo Barroco, su fachada se atribuye a Alonso Carbonell, arquitecto de Buen Retiro en Madrid, se asemeja mucho a la Encarnación de Madrid, por lo que también se puede suponer que el arquitecto fuera el mismo que el de esta: Juan Gómez Mora. En su tejado se impone el punto más alto del monasterio; un chapitel estilo Austria, bajo el cual se alberga una gran cúpula. Fue dotado de famosas pinturas de Rubens, Tintoretto, Veronés Bassano, Tiziano, etc…; tres de estas obras, “El Triunfo de la Religión”, “La Adoración de los Reyes” y “La Sagrada Familia” de Rubens se encuentran hoy en el Marble Ringling Museum de Florida (EE.UU) y el resto de obras se cree que están en el Museo del Louvre de París. Muchas de estás obras fueron “distraídas” por los Bonaparte y sus generales aún cuando, eso sí, “nos dejaron los marcos”. Durante la Guerra de Civil Española de 1.936 quedo tan desmantelado el convento como su templo, “que eran de muy buen aire”, de este último se conservan pilastras y entablamiento de orden toscano, una bajada con escalera de mármol en le lado del evangelio, la tribuna del crucero donde oraba el Conde-Duque. En la actualidad el templo presenta en el altar unos grandes frescos de Fernando Calderón, que recuerdan al estilo miguelangelesco y están inspirados en la obra “El Sueño de Felipe”. Desde su fundación este convento alberga una comunidad de Monjas Dominicas

En el siglo XIX la familia Fitz-James Stuart vuelve a dar uso al monasterio para depositar sus restos. En 1.909 Jacobo Fitz-James Stuart Falcó de Portocarrero y Ossorio, Duque de Alba y de Berwich, Conde-Duque de Olivares y otros títulos fundó un nuevo Panteón que es el que esta en la actualidad.

El nuevo enterramiento es más lujoso, se trata de una gran capilla trilobulada, se compone de hileras de sarcófagos de mármol negro con inscripciones en bronce dorado a fuego, que recuerda al Panteón Real del Monasterio del Escorial al tener una disposición muy parecida. Cierto es que lo más destacado del Panteón es el mausoleo en mármol blanco realizado por J.B. Clesingeren honor a la esposadle XV Duque de Alba, Francisca de Sales y Portocarrero, hermana de la emperatriz de Francia, Eugenia de Montijo (esposa de Napoleón III).

Fuente: Ayuntamiento de Loeches

Fotos de Convento de las Dominicas

Visita Virtual de Convento de las Dominicas


Visita 360º Convento de las Dominicas

¿Quieres valorar y comentar sobre este lugar?