Museo Ulpiano Checa

    » Comarca de las Vegas » Zona Sureste

En la calle Costanilla Silleros del municipio de Colmenar de Oreja se encuentra el Museo Ulpiano Checa.

Contiene la más amplia colección de la obra de Ulpiano Checa, nacido en Colmenar (1860-1916), en gran parte pintura histórica de finales del siglo XIX, pintura orientalista y obra de género.

El edificio, recientemente restaurado y ampliado, tiene su acceso por unos cuidados jardines, donde además del busto del pintor, se ubica un monumento a los elementos característicos de la ciudad: la piedra y la tinaja.

Ulpiano Fernández-Checa y Saiz, conocido en el mundo del arte como Ulpiano Checa, nació en Colmenar de Oreja el 3 de Abril de 1860 y murió en Dax (Francia) el 5 de Enero de 1916, siendo trasladados sus restos mortales a Colmenar de Oreja al cumplirse el primer centenario de su nacimiento.

DISTRIBUCIÓN DEL MUSEO

Sala 1: Este recinto, antesala del Museo, está presidido por un busto en bronce del pintor, junto al que se encuentra un panel indicativo sobre la vida y obra de Checa. Como homenaje a Colmenar de Oreja figuran las acuarelas: «El Edificio del Pósito», «El Vendimiador de Colmenar» y «La Torre de la Iglesia». En la zona de la derecha se pueden contemplar dos obras juveniles del pintor: «La Anunciación»- pintada a los 15 años -y «Retrato del Señor Ballester»- su protector -. También se puede admirar la acuarela «Rapsodia Española» y el carboncillo «El Niño de la fuente», donadas por el Cuadro Artístico de Colmenar de Oreja en 1995 y 1999.

Sala 2: Dedicada a la pintura de género: – «El Anticuario». Un anciano de rostro grave está examinando con lupa unas joyas, constituyendo el conjunto la más delicada y poderosa expresión, a la par que denota un prodigioso tratamiento de las joyas y admirable moldeado y relieve de las manos. – «Anciana campesina». Óleo adquirido por el Ayuntamiento en 1994. – «Mujer española». Es un rostro muy expresivo de joven española que ofrece admirable riqueza de paleta en la expresión del resplandor de luces opuestas y pincelada suave y precisa. – «Retrato de los hijos del pintor». De factura impresionista de Carmen y Felipe siendo niños, en una magnífica ejecución cromática de alegres colores en violento contraste. En el fondo, encima de un pedestal de piedra de Colmenar, se exhibe la escultura costumbrista «La Feria», también obra de Checa. En el mismo paño dos dibujos a carbón «Mujer con abanico y mantón» y «Mujer con mantón» y una acuarela «Anciana» donadas todas en 1999 por el Cuadro Artístico. En el 2003 el Cuadro Artístico donó el óleo «Manola» que adquirió en la sala de subastas Durán.

Sala 3: En ella se han situado dos grandes lienzos de tema histórico: – «El Barranco de Waterloo», ofrece el trágico momento en que la caballería se precipita en la zanja y muestra la maestría del pintor en el arte de expresar las más dispares y violentas posturas de caballo. – «La Naumaquia», combate naval en una composición que refleja la singular aptitud del pintor para manejar multitudes. Entre ambos lienzos sobre pedestal destaca la escultura en bronce, obra de Checa «El Carro Romano», y en ese mismo paño se cuelga la acuarela «Carrera de cuádrigas» donada por el Cuadro Artístico en el año 2001.

Sala 4: Dedicada a la temática orientalista: – «Salida para la fantasía», bella composición invadida de luminosidad, en la que contrasta el vivo movimiento de los caballos que salen a la fantasía con lo estático de las figuras que presencian la salida. El estudio de la anatomía de los caballos lanzados a todo galope es perfecta. – «El Galope», un delicioso cuadro, quizás el más vanguardista de Checa, con un par de jinetes en caballo al trote. – «Nubes», o carga de la caballería mora, es una estupenda acuarela en la que una colosal nube contrarresta o minimiza el esfuerzo guerrero. – «El Centinela», representa a la guardia a caballo en el desierto. En el fondo de la sala se puede contemplar otra escultura en bronce de Checa, «El Indio», cabalgando a galope tendido.

Sala 5: Exhibe el fabuloso cuadro «Los últimos días de Pompeya», que representa el éxodo ante la catástrofe y de la que se dijo: «Esta tragedia, bajo el pincel de Checa, ha vuelto a cobrar una vida nueva. Es el mismo lienzo el que parece estar en marcha». Fue primera medalla en el salón de París de 1900. También en esta sala se exhibe un boceto de la obra más emblemática de Ulpiano Checa «La Invasión de los Bárbaros», desgraciadamente desaparecida en un incendio en la Universidad de Valladolid. Y junto a él, una fotografía del cuadro original. Se muestra también «El Rapto», en el que se aprecia la soltura, robustez y fogosidad propias del artista en el tratamiento de semejantes asuntos, y «Los Hunos», realizado a plumilla que, en su simplicidad, pone de manifiesto los sólidos fundamentos pictóricos del artista. Destaca en la sala la obra «Numa y la ninfa Egeria», cedida en depósito por el Museo del Prado, pintada por Checa en su primer año como pensionado en Roma. Cierra la sala la acuarela «Presentación de armas al pequeño Príncipe», donado por el Cuadro Artístico en 1996.

Sala 6: En esta pequeña sala se exponen lienzos y dibujos de pintores nacidos en Colmenar de Oreja, en concreto, D. Gil Saiz y D. Francisco Gil, destacando la acuarela «Rincón del ojo de la fuente», obra de Carlos Moreno, y que el Ayuntamiento adquirió en 1950. Pasillo: Desde la sala 1 a la 4, y en el pasillo que las comunica, se han distribuido una serie de obras de pequeño formato: Paisajes: «Venecia», «Santiago de Compostela» y «Paisaje romántico» Bocetos de Checa para pintar los grandes murales de la Iglesia Parroquial: «La presentación de la Virgen en el templo» y «La Anunciación». Grabados: «Preparación para la carrera» y «Carrera de carros romanos»

Sala 7: Se exhibe aquí un boceto de gran dimensión «Cuatro jinetes» atribuido a Checa y muy repintado posteriormente, así como dos retratos de Eduardo Ballester, hijo de su protector, y atribuidos por Doña María Ballester, hija del retratado y ahijada del pintor, a Ulpiano Checa, si bien en uno de ellos aparece la firma A. Ferrant, en cuyo taller pinto Checa. Figuran también en esta sala tres paletas que Checa utilizó en muchas de sus obras y para pintar los murales de la iglesia. Se han colocado dos vitrinas de pared donde se exhibe un ejemplar del libro de Ulpiano Checa, editado en París, «La perspectiva», y las medallas y condecoraciones que le fueron concedidas al pintor.

Sala 8: Está dedicada a mostrar documentación sobre Colmenar, destacando los libros «Colmenar de Oreja, 1881-1991» del gran periodista José Luis Pecker, y «Colmenar de Oreja y su entorno» obra del que fue Secretario del Ayuntamiento de esta Ciudad, Don Constantino Hurtado, alma también de las primeras donaciones de los hijos del pintor, acompañando una pequeña y antigua medalla de plata, única conocida, con la imagen del Santísimo Cristo del Humilladero, Patrón de Colmenar de Oreja. En un expositor aparte destaca una pequeña biografía y dos fotografías de los óleos que sobre «San Eloy» pintara Isidoro Arredondo, nacido en Colmenar de Oreja en 1653 y que llegó a ser pintor de la Corte. Se completa esta sala con dos óleos «Naturaleza muerta» obra del pintor local Don Antonio Arias, que los ha cedido al Museo.

Sala 9: Sala dedicada a Antonlín Palomino, artista encuadernador y gran amigo de Colmenar de Oreja, y figuran en ella dos obras suyas y un maravilloso lienzo anónimo de la Escuela Española de los s.XVII o XVIII, que representa «Los desposorios de Santa Catalina», donado por Antolín Palomino, al igual que el lienzo naif del prestigioso doctor y buen pintor Vallejo Nájera titulado «Biblioteca».

Galería: En esta galería se exhiben numerosos planos de Colmenar de Oreja, y en las vitrinas de los extremos, documentos antiguos, de concesiones, privilegios y nombramientos dados por los Reyes Católicos, Carlos I, Felipe II … etc., relativos a la Ciudad

Fotos de Museo Ulpiano Checa

¿Quieres valorar y comentar sobre este lugar?